5 TIPS DEFINITIVOS PARA CONTROLAR LA PIEL GRASA

Ya sea herencia genética, por cambios hormonales o por la exposición al clima, la piel grasa es un incómodo problema para muchas mujeres. Y su cuidado requiere tratamientos y productos específicos, que ayuden a controlarla y atenuar los poros abiertos y el tan temido acné que suele acompañarla.


Lo fundamental es adquirir productos que no añadan más grasa. Un producto incorrecto no sólo empeorará el aspecto graso de forma inmediata, sino que  taponeará los canales de salida de las glándulas sebáceas y empeora el problema. Lo ideal es que tu dermatólogo haga un estudio profundo de tu piel y recomiende qué tratamientos seguir.


Entre otras recomendaciones, los especialistas recomiendan a las personas con piel grasa realizarse limpiezas faciales periódicas , como las que ofrecemos en Nativa Spa.


Pero el cuidado adecuado para pieles grasas debe ser diario. Por eso hoy te contaremos 5 puntos clave que debes tomar en cuenta en tu rutina:

  • 1. Limpieza

Es la parte más importantes de la rutina para mantener la piel sana. No basta con desmaquillemos al final del día. Por la mañana es necesario realizar una limpieza profunda para retirar el exceso de sebo que se produce mientras dormimos.


No uses desmaquillantes bifásicos y oleosos, ya que solo aumentarán la cantidad de grasa en tu piel. Las leches limpiadoras o tónicas tampoco son la mejor opción, aunque hay algunas que dicen específicamente para pieles mixtas  grasas. Lo más recomendable son las aguas micelares y los jabones con antiséptico, sobre todo si tu piel además de ser grasa tiene tendencia acnéica.

  • 2. Crema hidratante

Solemos pensar que las pieles grasas tienen un exceso de hidratación. Pero la verdad es que la grasitud no tiene que ver con la hidratación. Los rostros grasos también necesitan cuidado en este aspecto, sobre todo es importante elegir el producto adecuado para evitar que aporte más grasa.


Lo ideal es optar por cremas oil free (libres de aceites), aunque esta descripción no sea del todo exacta, ya que casi todas las cremas contienen aceite en mayor o menor proporción. Ante esto la mejor alternativa son las cremas hidratantes de excipientes siliconados.


Otra alternativa para las pieles grasas son los sérums (concretamente los siliconados) o las ampollas que se aplican por la noche, que es cuando mejor se regenera la piel. Además, es de tomar en cuenta que si bien la piel grasa necesita hidratación, esta no debe ser constante. Antes del maquillaje, lo más conveniente es utilizar un sérum regulador de la grasa y ya luego aplicar polvos matificantes.

  • 3. Exfoliante

Respecto a la exfoliación, hay expertos que aconsejan utilizar cada dos o tres días una exfoliante facial suave (que no raspe el rostro), mientras otros creen que es mejor comenzar realizando una exfoliación semanal e ir disminuyendo las sesiones a quince días y un mes, según se note la disminución de grasitud en la piel.


No todas las pieles grasas son iguales, pero la exfoliación es algo básico para limpiar el cutis con profundidad y acabar con la agentes de suciedad que pueden permanecer pese a la limpieza cotidiana.

  • 4. Protector solar

Si tienes la piel grasa, debes buscar un protector solar que evite brillos y brotes acnéicos. Antes resultada difícil encontrar productos así, ya que la mayoría de protectores son poco solubles en agua y necesitan agentes grasos para poder disolverse. Pero en los últimos años la tecnología para el cuidado de la piel ha avanzado y existen protectores solares de toque seco e ingredientes menos grasos. Busca las marcas que vendan estos productos, son lo que tu piel necesita.

  • 5. Base de maquillaje

En este punto es importante tomar consciencia de que el maquillaje no soluciona los problemas de la piel grasa, solo ayuda a atenuarlos. Lo ideal es tratar l piel con productos adecuados y, sobre estos, recién aplicar la capa de maquillaje que gustemos. El maquillaje más adecuado es el que viene en forma compacta –no líquida–, ya que no aporta más grasa ni brillo.


Tal como sucede con las cremas hidratantes, lo mejor será buscar maquillaje oil free y no comedogénico (es decir, que no cierra los poros ni produce comedones o puntos negros)”. Otro gran aliado es usar polvos matificantes para eliminar y prevenir el exceso de brillo.


En Nativa queremos que tu piel luzca sana, limpia y, además, que tu experiencia de compra no sea en vano. Por eso, te recomendamos que, en la medida de lo posible, adquieras los productos en modo prueba o versiones pequeñas, para comprobar si son los más adecuados para tu piel. Si te hace bien, podrás decidir en comprar los tamaños regulares, de lo contrario puedes cambiar y probar otra marca. Así evitarás hacerte de tantos productos y, además, cuidar tu economía.

alimentos que no debes consumir en la noche